Seguro para cubrir contingencias climatológicas para el cultivo de maíz

maiz_3Chetumal.- El Subsecretario de Agricultura, Antonio Rico Lomelí, informó que en el marco de las Reglas de Operación del Programa de Atención a Siniestros Agropecuarios, el Gobierno del Estado adquirió con la Empresa Agroasemex un seguro para cubrir contingencias climatológicas para el cultivo de maíz de temporal en el ciclo agrícola primavera verano 2016 y cuyo beneficiario es el propio Gobierno Estatal.

El funcionario señaló que en el Municipio de José María Morelos la superficie asegurada es de 14 mil 825 hectáreas, y derivado de los avisos que autoridades municipales remitieron a la Secretaría de Desarrollo Agropecuario y Rural, se envió a la empresa Agroasemex la notificación del siniestro para que en coordinación con personal de la SEDARU, SAGARPA, Municipio y autoridades de las comunidades afectadas se llevaran a cabo las inspecciones en cada uno de los ejidos y valorar la magnitud de los daños.

Rico Lomelí informó que las inspecciones se efectuaron entre el 15 de noviembre y el 1o de diciembre, arrojando como resultado que en 35 unidades de riesgo se encontró superficie con daño de índole catastrófico en 6 mil 907.5 hectáreas de maíz, por lo que es procedente el pago, al Gobierno del Estado, de 10 millones 361 mil 250 pesos, a razón de 1 mil 500 pesos por hectárea siniestrada.

De igual forma indicó que las unidades que recibirán la indemnización son: Adolfo de la Huerta, Aguada Presumida, Benito Juárez, Cafetal Grande, Cafetalito, Candelaria I, Candelaria II, Colmenitas, El Martirio, Gavilanes, La Carolina, La Ceibita, La Pimienta, Lázaro Cárdenas, Los Insurgentes, Mariano Matamoros, Nueva Reforma, Nuevo Cunduacan, Othón P. Blanco, Piedras Negras, Plan de la Noria Oriente, Plan de la Noria Poniente, Pozo Pirata, Saban, Sabana San Francisco, Sacalaca, San Carlos, San Felipe II, San Felipe Oriente, San Isidro Poniente, San Juan Oriente, Santa Gertrudis, Tabasco, X-Cabil, Zac-Zuquil.

Cabe destacar que la SEDARU cuenta con las actas firmadas de todos los ejidos donde procedió la indemnización, así como de los ejidos en donde no procedió. En algunos casos, ejidos grandes se negaron a que se hiciera la inspección dentro del ejido, eso en automático los excluye de una indemnización porque la aseguradora no puede constatar si efectivamente hubo daño o no. Una de dos, o ya habían cosechado, que puede ser el caso, y tuvieron buenos rendimientos, o en el caso más extremo, no sembraron la superficie que están reportando como siniestrada.

Por último, Antonio Rico Lomelí mencionó que la Secretaría de Desarrollo Agropecuario y Rural cuenta con las actas firmadas por las autoridades ejidales y en fechas próximas se convocará una reunión entre el Municipio, la SAGARPA y las comunidades en las cuales no procedió la indemnización para hacer las aclaraciones pertinentes.

You may also like...

Deja un comentario