“El Chapo” revisó y aprobó el texto

img_1452497640_ceb871da185fb2507529CIUDAD DE MÉXICO, (SinEmbargo / AP / EFE).- La entrevista que el actor Sean Penn realizó a Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera y que la revista Rolling Stone publicó este sábado, fue para algunos críticos un gran ejemplo de información exclusiva, pero otros calificaron el encuentro como una falta de ética por parte del medio estadounidense, no sólo por entrevistar al entonces narcotraficante más buscado del mundo, también por el hecho de que a Guzmán se le otorgó el beneficio de aprobar el artículo antes de su publicación.
Además suscitó cuestionamientos sobre la ética y el buen juicio, en particular respecto a si Sean Penn debió reunirse en secreto con uno de los fugitivos más buscados, o si el actor cruzó la línea al permitir que Guzmán aprobara el artículo antes de que fuera publicado, y si Penn trivializó el pasado sanguinario de “El Chapo” al hacerle preguntas como “¿tiene usted algún sueño?” y “si pudiera cambiar el mundo, ¿lo haría?”.
Escribiendo para Rolling Stone, Penn admitió que a Guzmán se le otorgó el beneficio de aprobar el artículo antes de su publicación (Guzmán no solicitó cambios, según el actor), lo cual representa una violación a las normas generales de integridad periodística.
“Permitir a cualquier fuente tener control sobre el contenido de una historia es inexcusable. La práctica de aprobación previa desacredita toda la historia, ya sea que el sujeto solicite cambios o no”, dijo Andrew Seaman, presidente del comité de ética de la Sociedad de Periodistas Profesionales, a través de una publicación en blog titulada “Rolling Stone Gathers No Accolades” (Rolling Stone no recibe elogios).
“El escritor, que en este caso es un actor y activista, pudo haber escrito la historia en una luz más favorable y omitir hechos poco halagadores en un intento de no ser rechazado”, añadió Seaman.

Fuente: Por Esto!

You may also like...

Deja un comentario